Image Map

lunes, 4 de diciembre de 2017

Quienes solíamos ser de Ava Dellaira


Titulo: Quienes solíamos ser Titulo original: In Searh Of
Autor: Ava Dellaira Editorial: VRYA Genero: Drama, realismo

Quienes solíamos ser es el nuevo libro de Ava Dellaira, autora a quien probablemente conozcan por su novela Cartas de amor a los muertos.

En esta ocasión, nos narra de forma paralela y saltando constantemente en el tiempo, la vida de Marilyn y su hija, Angie, a los 17 años.

¿Por qué a esta edad? Porque es cuando Marilyn conoce y pierde al amor de su vida, el papá de Angie. Y cuando, diecisiete años después, Angie descubre que su madre le ha mentido, y se embarca en la búsqueda de su tío, con la esperanza de hallar a su padre también en el camino.

Adoré este libro muchísimo, cuenta con una sensibilidad, con una nostalgia, con una poesía y con un dolor que es imposible que te deje indiferente. 

Marilyn es una adolescente a finales de los noventa y tiene una vida difícil. Su papá murió, su madre está obsesionada con convertirla en una celebridad, ignora totalmente sus deseos y la vive forzando a ir a castings, y acaba de mudarse cerca de Hollywood, al pequeño departamento de su tío paterno, un alcohólico violento.

Lo único que la mantiene de pie, es saber que su vida cambiará en solo unos meses cuando lo deje todo para ir a la universidad en Nueva York, en donde estudiará una carrera que le permita dedicarse a su verdadera pasión: la fotografía.

Eso, y James, su nuevo vecino. Un chico de color, atlético y algo distante, pero amable y dedicado, de quien se enamora inevitablemente, y quien le abre las puertas de su casa y de su hermosa familia.

"Quiero que mis fotografías capten el modo en que algo puede ser hermoso porque es humano, incluso si está destrozado"*

Angie es una adolescente en el presente. Nunca conoció a su padre y solo sabe que murió en un accidente antes de que ella naciera. Su madre no puede hablar de él sin sufrir una crisis de llanto, y se ha acostumbrado a no hacer preguntas. Hasta que encuentra una fotografía de sus papás cuando eran jóvenes y, al poder ponerle un rostro a su imagen paterna, al descubrirse a sí misma en él, su mundo entero se tambalea y NECESITA conocer la verdad.

Si tuviera que definir este libro en una palabra, sería: auténtico.

Esta es una historia muy dulce pero cruda, llena de belleza y poesía, pero también de injusticias y dolor. Como la vida misma, digamos. 

Ava hace un excelente trabajo al remontarnos a los noventa. Lo logra a la perfección, con una sobredosis de nostalgia y un feeling noventero adecuado y aplastante. Adoré eso.

Otra cosa que me gustó mucho, fue cómo está narrado, en presente indicativo. Al principio me parecía un recurso raro, me costó agarrarle el gustito. Pero cuando sí, da un muy buen efecto. El presente dota a la trama de una capa de drama muy interesante, la vuelve cercana e impactante. Lo vivís a la par de Marilyn y Angie, te sentís parte de la historia.

Te pega una cachetada, te conmueve, te remueve todo. Te maravilla y consuela. 

"Heredamos todo, nuestra lengua, nuestros países, incluso nuestro ADN..., pero también otras cosas que son difíciles de nombrar. Creo que todos llevamos dentro los fantasmas de las personas que nos precedieron"

La autora explora diferentes temas en esta novela, de forma sutil pero impactante.

Por un lado, el paralelismo entre las dos protagonistas te sumerge en la complejidad de las relaciones de padres e hijos. No solo expone lo complicado que es ser padre, como incluso cuando crees que estás haciendo lo mejor para tus hijos, podés lograr todo lo contrario. Como nadie es un superhéroe ni está libre de cometer errores, incluso bienintencionados, por los que son juzgados con dureza y de forma injusta.

También hace gran hincapié en el esfuerzo de Marilyn como madre para que Angie tenga una vida mejor a la que tuvo ella, y en como lo logra, incluso cuando su hija no necesariamente puede verlo, porque desconoce su pasado. Eso te pone a reflexionar, ¿cuántos de nosotros estamos parados en el lugar de Angie frente al esfuerzo de nuestros padres? Probablemente todos.

Por otro lado, el racismo es el gran tópico que aborda Quienes solíamos ser, pero lo hace de una manera sutil, lenta, totalmente impactante.

"Es fácil olvidar, a veces, cuánto poder existe en decir lo que quieres decir, en lugar de lo que crees que alguien quiere escuchar"

Me gustó mucho, mucho, mucho, mucho la manera en la que encara el racismo. No a los gritos, sino en voz baja y dolorosa. ¿Por qué? Porque para muchos es así, es otra cara y es igual de horrenda que la violencia y la discriminación abierta. Para quien no es racista, para quien no es discriminado, para quien ama a alguien sin ni siquiera notar el color de su piel, para quien no existe la diferencia, el racismo es un ruido de fondo, algo que sabe que existe pero que no sufre hasta que lo vive en carne propia o en la carne de quienes ama.

Y Ava se encarga de recordarnos que vivimos en un mundo en el que el racismo es una realidad, y que miles de pequeños actos normalizados, que se dan en la vida diaria, son tan abrasivos, erróneos y dolorosos como un crimen. Y todo, todo está mal.

Eso es básicamente lo que le pasa a Marilyn. James es la persona más valiosa en su vida, y ni ella ni vos, el lector, reparan un segundo en su etnia ni la consideran una problemática, porque simplemente no lo es. En un mundo ideal, no en el nuestro.

Angie es la cara del racismo normalizado, el que se da todos los días como actos de confusión, como actos que no buscan herir ni ser maliciosos, pero de todas maneras lastiman. Por ejemplo, todo el mundo cree que no es hija de Marilyn, simplemente porque su madre es blanca.

Francamente, fue lo que más me impactó y lo que más me dolió de esta historia. Es terrible.

"Nadie es aburrido. Todo el mundo tiene un universo completo dentro de sí"

El libro se lee muy rápidamente. Una vez que te acostumbras a la narración, te agarra y no te suelta. El estilo de Ava es muy bonito, como ya dije: muy nostálgico y muy poético, pero no por eso denso o inverosímil. Por el contrario, este es el libro más realista, vívido e identificable que he leído en años. 

Es por eso que me resultó precioso y devastador.

Los personajes son buenos, muy humanos y naturales. Admito que me gustó mucho más Marilyn, sentí mayor empatía por su historia, es una mujer muy, muy fuerte que logra salir adelante hasta en las peores de las adversidades, pero sin dejar de ser vulnerable, sin dejar de romperse, sin dejar de equivocarse y estar herida. Me gustó mucho por eso. Creo que es una persona común y corriente que logra reponerse, que comete errores pero siempre busca lo mejor. Me pareció el arquetipo de mamá que lo da todo, de joven que se resigna pero intenta enfrentar de la mejor manera las vueltas de la vida.

Angie me gustó menos, pero tal vez no sea del todo justa. Me conmovió su búsqueda, también perdí a mi papá de chiquita y muchas de sus reflexiones y pensamientos hicieron eco de los míos, y tiene razón, tiene toda la razón, su mamá le mintió y ella merece, tiene el derecho de conocer la verdad. Pero en comparación con la historia de Marilyn, la vida de su hija, más allá de la carga que arrastra... es muy simple y cómoda. Además, como ya comenté, constantemente podemos ver todo lo que Angie ni ve ni valora, y eso no le juega a favor, lo que es injusto, porque no es su culpa.

"Ahora (la última vez que se fijó), hay 7.509.947.351 personas en la Tierra. ¿Cuántas de ellas están atrapadas en aquella sensación entre la esperanza y el miedo? ¿Cuántas están a punto de conocer a alguien que jamás conocieron, a alguien que podría cambiar su vida?"

A pesar del drama, ESTE NO ES UN MAR DE LÁGRIMAS. Aplaudo a Ava por eso, logra contar una historia dura y conmovedora, pero con altura, valiéndose del poder de su historia para llegar al lector, para causar impacto, y no de golpes bajos y paparruchadas. Tal vez te haga llorar (a mí me hizo llorar mucho), pero eso no es lo que busca. No es una novela sensibilera y pasatista, cuyo único valor reside en las emociones momentáneas que despierta en el lector. Es un libro que se queda con vos, que quiere darte un mensaje, que quiere abrirte los ojos, y lo consigue.

Y mi parte preferida: la vida sigue. A pesar de todo lo doloroso que narra el libro, te da una sobredosis de optimismo, pero un optimismo realista y agridulce. Te deja con el corazón contento, y con una visión renovada de tus relaciones y su valor.

Resumiendo, es un libro hermoso. Todos deberían leerlo.

"-Los seres humanos solo han estado aquí veinte mil años. Cuando miras la línea de tiempo del planeta, somos demasiado pequeños para que siquiera aparezcamos.
-Es todo una cuestión de perspectiva, ¿no crees? Desde donde estoy yo, somos tan grandes como la vida"

* La editorial me proveyó de una copia no final del texto para realizar una reseña anticipada, por lo tanto, las citas que aparecen en esta reseña podrían no coincidir con las que aparecerán en el libro.

6 comentarios:

  1. Hola Meli!
    Awwwwwwww me encantó la reseña y todo lo que contaste del libro.
    Ya me había llamado la atención cuando vi tu mini review en Gr así que quería chusmear toda la reseña.
    Quiero empezar hablando de la portada, me encanta! Adoro los tonos y me recuerda mucho a tumblr ♥
    En cuanto a la historia, me gusta que sea super nostálgica, lo de los dos tiempos de las historias y los temas que toca.
    Así que queda apuntadisima y estoy segura que me va a gustar mucho.

    Que andes bien.

    ResponderEliminar
  2. Hola!
    No lo conocía, pero creo que me podría gustar, así que me lo llevo apuntado :D
    Gracias por la reseña.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  3. No sabía que había escrito otro libro esta autora, y la verdad, me pensaré dos veces si leerlo o no. Cartas de amor a los muertos me gustó, pero hasta ahí, y en cierta parte me defraudó >.<

    ResponderEliminar
  4. Hola Meli!! La reseña me dio todavía más ganas de leerlo, preciso que sea enero ya. Me encanto la forma en que te expresaste sobre el libro, sin leerlo pude sentir un poco deblobque transmite la historia a través de tus palabras.
    Besos!

    Pd: Estoy escribiendo desde el celular mientras viajo en el colectivo, disculpas por los posibles errores

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola, Meli!
    En verdad que me ha llamado mucho la atención, especialmente porque si es melancolica y habla de los preciosos 90's siento que está hecha para mí.
    Saluditos *3*

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola, Meli! Amé tu reseña, cada cosa que dijiste. Y por supuesto espero leer lo más pronto este libro porque así como lo describes es una joya y no puedo esperar por él. Estoy muriendo ahora mismo por no ternerlo asdfghaj
    Besos!

    ResponderEliminar

Cada vez que dejas un comentario Gato es tan feliz que casi, casi, sonríe :D
Se vale todo menos el spam. Me gusta devolver comentarios, no hay necesidad de dejar links. ¡Gracias por leer! :D